martes, 30 de diciembre de 2008

La dirección de 'El País' utilizó escolta policial y rotativas externas para salvarse de la huelga

“Estamos hablando con varios abogados para denunciar que la dirección de El País ha suplantado a los trabajadores durante la huelga y ha impreso el periódico en rotativas externas a la empresa”. El comité de empresa de El País ha roto por completo las relaciones con la dirección. Según su máximo representante, Juan Manuel Gil, las ediciones prohibidas de este fin de semana, que en un principio no iban a existir pero que finalmente llegaron a los quioscos, fueron impresas en rotativas "de otros" en Burgos, Sevilla o Valencia. Además, los ejemplares fueron escoltados por la Guardia Civil desde los puntos de impresión hasta la misma capital “para asegurar que llegaba a su destino”.“Dirección hizo lo imposible por sacar el periódico, incluso nos consta el caso de una directora que amenazó con despidos a los que secundaran la huelga y a la que pensamos denunciar judicialmente” aseguró Juan Manuel a El Confidencial. La situación no podría estar peor, según el líder sindical “la gente llora de miedo en la redacción, y los especialmente afectados por el traslado –la externalización de los servicios publicitarios a Box News Publicidad- temen que si no callan y obedece puedan ser despedidos”.Por su parte, la dirección no ha dado su brazo a torcer. A pesar de la huelga y de las protestas, la decisión de trasladar a 57 personas del departamento comercial de El País y otros medios de Prisa a la nueva plataforma Box News Publicidad sigue en pie, y se hará efectiva a partir del 1 de enero, es decir, el próximo jueves.Las medidas a tomar por parte de los sindicatos empezarán a saberse la próxima semana, ya que las fechas navideñas han impedido una mayor coordinación y agilidad en los procesos. “Tenemos que hacer una junta y votar las medidas, pero tenemos muy claro que las relaciones están rotas, que los altos cargos han suplantado a los trabajadores en huelga y que encima se han impreso las ediciones en rotativas ajenas a las de la empresa”, sentenció Juan Manuel.De acuerdo con la versión ofrecida por los sindicatos, la situación sería similar a la acontecida en la huelga general que se vivió en El Mundo en el año 2002. Como recordó un redactor jefe de cierre del periódico, Pedro J. Ramírez consiguió que los ejemplares del diario fueron trasladados por efectivos del Cuerpo Nacial de Policía desde la imprenta hasta determinados puntos de distribución, dada la existencia de piquetes en las puertas de las rotativas.Estrategias desesperadas para situaciones complicadasCerrando este 2008 con un 20% menos de publicidad, con menos lectores que otros años y los trabajadores descontentos, El País inició el pasado mes de noviembre una promoción conjunta con algunas firmas hosteleras para ofrecer el periódico a cambio de un desayuno completo.Esta promoción seguía vigente este fin de semana, y en las distintas franquicias de Rodilla, Café de Jamaica y Café de Indias se podía adquirir El País, “gratis”, si se adquiría un desayuno completo (café, bollería y zumo de naranja) por un euro más.De no haber conseguido imprimir las ediciones del fin de semana, esta promoción no hubiera podido culminarse. La estrategia comercial, que lleva un mes funcionando, ha suscitado reacciones contrarias dentro del sector. Según la Asociación Profesional de Vendedores de Prensa de Barcelona y Provincia, esta promoción “comporta actos prohibidos por el artículo 1.1 de la ley 15/07 de Defensa de la Competencia, según la cual se prohíbe todo acuerdo o práctica concertada que tenga por objeto, o pueda producir el efecto, de impedir o restringir la competencia”. Para esta asociación la promoción perjudica directamente a los vendedores de prensa, para lo que se puso en contacto con la dirección de El País. De esto hace más de un mes, y la promoción sigue activa.
http://www.elconfidencial.com/cache/2008/12/30/comunicacion_12_directiva_sindicatos_rompen_relaciones.html