jueves, 24 de septiembre de 2009

Dos años de quioscos dignos


Los quioscos segovianos están como nuevos. En diciembre se cumplirán dos años desde que ocho de los puntos de venta de prensa y revistas de la localidad renovaron sus instalaciones. La Asociación de Quiosqueros de Segovia aceptó, en octubre del año 2007 la propuesta del Ayuntamiento de Segovia por la cual aumentaría la concesión sobre el terreno desde el año 2013 hasta el 2026 a cambio de que las instalaciones de los quioscos fueran totalmente renovadas. Así, en octubre de 2007, los puntos de venta segovianos comenzaron a renovarse aunque sin ninguna ayuda o subvención por parte de la alcaldía, que sólo aumento los derechos de los quiosqueros sobre sus propiedades.Las casetas fueron elegidas por la propia asociación y los quiosqueros soportaron íntegramente el coste de los mismos, que ascendió hasta los 38.000 euros. De esta manera ellos fueron también los encargados de buscarse algún patrocinador. EL ADELANTADO, que ya había aportado su granito de arena en las anteriores instalaciones, prosiguió con su colaboración colocando los toldos de los quioscos que se acogieron al plan de modificación ofrecido por el Ayuntamiento. Sin embargo, en esta ocasión, no sólo aportó los toldos sino que además colocó en todas las casetas un sistema de aire acondicionado y calefacción, lo que incrementó aún más las prestaciones de los nuevos puntos de venta.Quiosqueros
El presidente de la Asociación de Quiosqueros de Segovia, Juan José Jiménez, comentó la situación actual de los establecimientos y puntos de venta de prensa segovianos y aseguró, en relación a las actuales prestaciones que la calidad de los nuevos quioscos supera en cien veces la de los anteriores. “Ahora tenemos más espacio, además nuestra relación con El Adelantado es excelente. Cualquier cosa que necesitamos se la pedimos y no hay ningún problema, incluso nos ceden, cuando lo solicitamos, un espacio para nuestras reuniones, nuestra relación comercial y personal con el periódico es excelente”.“Estos cambios nos aportan comodidad en el trabajo, ya no se pasa tanto frío en invierno ni tanto calor en verano”, aseguró Juan Bautista, propietario del quiosco situado en frente de la estación de trenes.